Skip to main content

Penalva: «López Miras aprovecha el IMV para desmantelar su sistema de protección social»

El coordinador de IU-Verdes de Cieza, Antonio Penalva, denuncia que en la Comunidad Autónoma de Murcia «las rentas mínimas de inserción están siendo sustituidas por el ingreso mínimo vital».

En un comunicado de prensa, IU-Verdes de Cieza ha mostrado su preocupación por el hecho de que las comunidades autónomas españolas redujeran en 2022 un 13% su gasto en rentas mínimas de inserción tras la implantación del Ingreso Mínimo Vital (IMV), según datos de la Asociación Directoras y Gerentes de Servicios Sociales. “La cantidad no gastada con respecto a 2021 asciende a 247 millones de euros”, ha precisado su coordinador, Antonio Penalva.

Penalva ha subrayado que en cinco comunidades autónomas -Castilla La Mancha, Castilla y León, Madrid, Aragón y Murcia-, «las rentas mínimas de inserción están siendo sustituidas por el IMV». «Una situación que contrasta con otras como la del País Valencià, Catalunya y Canarias, donde se han reforzado como complemento del IMV con incrementos presupuestarios que en el caso de la Comunidad Valenciana y de Catalunya superan el 60%».

Asimismo, el coordinador de IU-Verdes de Cieza, ha incidido en que «las mismas comunidades que han reducido su gasto, reducen significativamente el número de personas beneficiarios, hasta en un 73% en Castilla La Mancha, en contraste con el incremento del 121% en el País Valencià».

En cuanto a la cuantía media por perceptor de ese tipo de ayudas en el conjunto de España supone el 15,9% de la renta media por hogar. Una cuantía «extremadamente baja», a juicio de la Asociación Directores y Gerentes de Servicios Sociales, y que se ha reducido más de un punto desde 2019 al pasar del 17,1% al 15,9%, con Catalunya, Balears, País Valencià y Asturias por encima de la media, y Murcia, Madrid y Aragón con porcentajes que ni siquiera alcanzan el 10% de la renta media por hogar.

Los datos «ponen de manifiesto que muchas comunidades han desmantelado o están desmantelando su sistema de protección a las personas y familias en situaciones de exclusión social, porque el IMV trata de aliviar situaciones de pobreza, aunque por su cuantía, resulta a todas luces insuficiente».

Penalva ha concluido recordando que la finalidad de las rentas mínimas de inserción es facilitar la inclusión social, «por lo que deben orientarse a apoyar a las personas y familias con ayudas económicas y acompañamiento profesional«. «Por eso hay que exigir a las comunidades que, como ya ha hecho alguna de ellas, destinen el ahorro que ha supuesto la implantación del IMV a reforzar sus programas de inclusión social que, entre otras causas, pueden estar producidas por las situaciones de pobreza prolongadas».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *