Pineda, candidato de IU al Parlamento Europeo, defiende en Murcia un nuevo modelo de UE al servicio de los pueblos y no de las élites económicas

El candidato de IU al Parlamento Europeo (PE) en las elecciones del 26 de mayo, Manu Pineda, ha defendido hoy en Murcia un nuevo modelo de Unión Europa (UE) que, en lugar de estar “fuera de todo control democrático” al servicio de las grandes corporaciones y élites económicas, responda a los intereses de los pueblos que la componen y reconozca su soberanía.

 

Pineda ha hecho estas declaraciones en una rueda de prensa celebrada junto al coordinador de IU-Verdes en la Región y candidato a la Presidencia de la Comunidad Autónoma en los próximos comicios, José Luis Álvarez-Castellanos, y la responsable de Comunicación de la formación de izquierdas, Margarita Guerrero.

Para el candidato de IU al PE, el modelo actual de la UE es «antidemocrático e insolidario» porque está al servicio del capital y de la Troika, compuesta por la Comisión Europea, el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Central Europeo (BCE), tres organismos que velan por los intereses del capital, cuyos beneficios «son ahora mucho mayores que antes de la crisis».

Mientras tanto, las clases trabajadoras «han retrocedido varias décadas» en cuanto al reconocimiento de sus derechos, e incluso ha irrumpido en el panorama laboral la figura del «trabajador o trabajadora pobre», que es aquel que a pesar de tener un empleo reconocido de 40 horas semanales, «no puede llegar a fin de mes».

Ha apostado por un «proceso regional de construcción» en el marco comunitario que contribuya a hacer una UE «en la que los pueblos recuperen su soberanía pero no para aislarse de los demás, sino para alcanzar un proyecto colectivo que esté al servicio de las personas y no de los grandes capitales, como ocurre en estos momentos».

En este sentido, ha calificado de «indignante» el papel de la Unión Europea y el Gobierno de España en conflictos que se están dando en otros pueblos, entre los que ha citado Venezuela, Siria, Libia, Irak o Yemen, y otros «ejemplos especialmente dolorosos» como el de Palestina, que desde hace 70 años sufre una ocupación por parte de Israel.

Ese país «es reconocido a nivel comunitario como si fuera uno de sus socios pues participa de los acuerdos comerciales y recibe fondos para cooperación y desarrollo que luego, por cierto, destina a la industria armamentística», ha explicado.

Pineda, que vivió durante tres años en la Franja de Gaza y fue testigo de dos guerras, también se ha referido a la necesidad de acabar con la ocupación del Sáhara por Marruecos y de romper los acuerdos comerciales que mantiene con este la UE, al tiempo que ha denunciado el papel de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), que, a su juicio, es «la mayor organización genocida en estos momentos».

Respecto a la situación de España, el candidato de IU ha indicado que en la actualidad hay un «pulso» entre «constitucionalistas y los que no lo son, entre patriotas y los que no lo son», pero que este es «un debate engañoso, tramposo» para «evitar que se hable de lo importante, que son las cosas del comer».

«Aquí se está tratando de tapar cada uno con su bandera las condiciones de vida pésimas, en pleno retroceso de los derechos de las trabajadoras y trabajadores. Aquellos que dicen defender la Constitución y que nos achacan querer cargárnosla nos están engañando».

La del 78 fue apoyada por el Partido Comunista de España «aceptando algunas cosas como la monarquía, pero a cambio defendimos una constitución social y el derecho de todas las personas a una vivienda, al trabajo… una constitución que pusiera la economía española, pública y privada, al servicio del interés común».

Sin embargo, «estos que dicen defender la Constitución la mataron apostando por el Tratado de Maastricht, que desplazaba la soberanía española a instituciones que no estaban bajo control democrático, lo que luego se agravó con el Tratado de Lisboa, el Pacto de Estabilidad y la reforma del artículo 135 que pone el pago de la deuda por encima de cualquier otro fin».

«Queremos una constitución para toda España, en la que todas las personas se sientan cómodas, que apueste por la República federal y se vean reconocidos todos los pueblos», ha manifestado Pineda, tras insistir en que IU, «frente a aquellos que se llenan la boca de hablar de patriotismo pero quieren dejar un estado escuálido y sin servicios», quiere «más Estado», y eso pasa por la defensa de servicios públicos como son la sanidad, la educación y las políticas sociales.

Preguntado por la situación en Gaza en comparación con la de España, ha dicho que es «muy dramático lo que está pasando» en la Franja, pero también lo es que a una familia la desahucien de su vivienda en este país «de la noche a la mañana», o que una empresa impulse un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) y que muchos trabajadores pierdan su empleo.

«Haber vivido determinadas circunstancias te permite tener otra perspectiva pero no podemos caer en comparaciones. Tenemos que defender en cada territorio que las personas, los colectivos, los pueblos que sufren las consecuencias de este neoliberalismo brutal y criminal puedan vivir en mejores condiciones», ha apostillado.

Por su parte, José Luis Álvarez-Castellanos ha indicado que en las próximas citas electorales está en juego «el avance en el cumplimiento de los Derechos Humanos», tanto en Europa como en la Región de Murcia, una comunidad autónoma que necesita «un cambio radical» para acabar con las políticas defendidas por los gobiernos del Partido Popular en los últimos 24 años.

«Esta Región es la tercera en salarios medios más bajos y en pensiones medias; la quinta con mayor tasa de paro, dos puntos por encima de la media nacional; la cuarta con menor renta anual media de las familias; una de las que tiene mayor brecha salarial y largas lista de espera en sanidad; también la tercera con más población en riesgo de pobreza y con mayor tasa de abandono escolar».

También se ha referido a las consecuencias de la privatización de servicios públicos y a los elevados índices de trabajo precario y «pésimas» condiciones laborales de la Región, y ha apuntado que ante este contexto uno de los objetivos más importantes para Izquierda Unida es «devolver la voz a la ciudadanía en la Asamblea regional».

Respecto a las negociaciones con Podemos en la Comunidad Autónoma, Álvarez-Castellanos ha explicado que su formación no concurrirá en solitario, sino en «un espacio de confluencia y unidad política» con Anticapitalistas -que formaba parte de la formación morada-y otros agentes sociales que comparten un mismo proyecto, «basado en un movimiento democrático y asambleario».

Este espacio, que «respeta a las unidades que lo componen y elegirá una candidatura por primarias con el compromiso de aplicar un programa elaborado de forma conjunta durante toda la legislatura «, resulta un compromiso «ilusionante» en el que si bien IU «es protagonista importante, no es la única ni la principal, porque lo más importante son las personas».

«Una de las últimas cosas que hizo Pujante –anterior coordinador y exparlamentario regional de IU, fallecido recientemente- como diputado fue propiciar, aunque otros se quieran arrogar las medallas, el Pacto del Moneo, donde los partidos se comprometieron a que si había una pérdida de mayoría absoluta del PP se iba a reformar la ley electoral de la Región de Murcia al comienzo de la legislatura», lo que se materializó.

Por tanto, «estamos en condiciones de volver a la Asamblea con un arco de entre 2 y 3 diputados según la encuesta que encargamos en noviembre de 2018 a Celeste-tel, pero es que además hemos visto otros sondeos donde efectivamente IU se posiciona al alza, poco a poco, pero estamos en un avance continuo y la escenificación de este espacio de unidad está haciendo que ese avance se impulse más todavía».

El candidato a la Presidencia de la Comunidad Autónoma ha augurado que se va a producir una «fragmentación importante» del Parlamento «como hasta ahora nunca se había dado», y ha explicado que en este escenario el nuevo espacio de confluencia «va a poner sus votos al servicio de un cambio político en la Región de Murcia basado en el apoyo a un cambio radical que beneficie a la mayoría social».

Escucha a Manu Pineda y a José Luis Álvarez-Castellanos.

Deja un comentario

Enlaces

Izquierda Unida-Verdes de la Región de Murcia

Aviso Legal · Privacidad · Cookies · 2019 construido por minet.es